Seguimos con el estilo nórdico, un estilo que destaca por una decoración simple, muebles sencillos y materiales cálidos que aporten calidez a la estancia. La madera, material esencial, está muy presente no sólo en suelos o paredes sino en muebles y objetos decorativos.