OPINIÓN DE NUESTRO DECORADOR, ANTONIO GARCÍA, SOBRE EL ESTILO NÓRDICO

estilo nórdico

Lo que empezó como un soplo de aire fresco en los países del norte se ha convertido en una auténtica ventisca decorativa que lo ha cubierto todo de blanco, de luz, y de materiales naturales. Hablamos del estilo nórdico, el estilo decorativo eternamente de moda.

“Decoraría una casa con este estilo sobre todo por la luminosidad y la sencillez de las piezas”, nos dice nuestro decorador Antonio. Y es que este estilo es característico en los países del norte para combatir la falta de luz natural y lograr hogares más confortables y acogedores donde refugiarse durante los largos inviernos escandinavos. Como afirma nuestro decorador, “lo más importante es utilizar materiales muy naturales y tonos claros que ayuden a crear ambientes luminosos y relajados”.

El color blanco es el color por excelencia en este tipo de ambientes. “Hay que utilizar tonos naturales, tonos neutros y sencillos” define Antonio, ya que una de las ventajas de decorar con este estilo es que aporta mucha luminosidad y sensación de espacio, por lo que no necesita que los espacios sean amplios.

 Según Antonio, “este estilo es muy fácil para combinar ya que siempre acepta otras piezas decorativas debido a la sencillez de los muebles”. Es muy típico la utilización de la madera tanto en la decoración como en el mobiliario, aunque también se pueden combinar con muebles que lleven algo de metal, líneas geométricas y líneas no tan rectas y sencillas para crear buenos contrastes.

Otra de las claves que nos da Antonio para este estilo es “la naturaleza como recurso decorativo”. El uso de materiales naturales como el lino, algodón, la lana… son fundamentales para aportar calidez y comodidad a este estilo. Asimismo, la utilización de las plantas también aporta un toque muy natural y fresco al ambiente.

En definitiva, “se trata de un estilo muy sencillo y agradable que puede ser utilizado para decorar cualquier hogar ya que no precisa de espacios amplios ni especiales”.