ESTILO KITSCH

¿Tienes claro lo que es el estilo Kitsch?

Tuvo su origen en Múnich, entre los años 1860 y 1870. Podemos decir que este estilo es un llamamiento a los colores, a las formas, a los elementos llamativos… es el estilo opuesto al minimalista. En este estilo nada sobra y todo vale. Se trata de innovar y atreverte a combinar y experimentar su vitalidad, mezclar colores sin orden aparente y utilizar texturas de todo tipo.

Colores como el rosa chicle, azul cielo, verde manzana y rojo son los que representan este estilo. Combinados en paredes y textiles y con todo tipo de materiales, podríamos decir que se trata de una explosión de color.

Los objetos decorativos se basan en diseños poco funcionales e imitaciones de objetos. La tendencia del estilo kitsch no es elegante, pero recae en lo moderno y lo vanguardista.

El estilo Kitsch es colorido y divertido y permite concentrar en un mismo espacio elementos decorativos muy diferentes y de muchos colores diversos.

Lo cierto es que muchos diseñadores han considerado de mal gusto este estilo, pero cada vez más la gente lo utiliza para decorar sus hogares.